Diario digital de la Sierra Noroeste de Madrid
17 de agosto de 2022, 6:21:58
Opinión


En defensa de Occidente (XIX)

Por Carlos González

Quizá antes de pasar a analizar el futuro conflicto por el cual las partes contendientes pretenderán que su “Liderazgo Cultural” sea el único válido -que parece que ahora ya ha dejado de ser un conflicto larvado, porque con la invasión de Ucrania por Rusia, este ya se nos presenta claramente como manifiesto-, es posible que debamos dejar bien expresadas dos grandes verdades.


Vamos con la primera: Esa primera gran verdad consiste en que.- De hecho, Occidente -me refiero aquí a la forma de ver la vida y de resolver las cuestiones civilizatorias con los resortes de la cultura Occidental-, ya ha triunfado a día de hoy plenamente en todo el planeta Tierra. Ya no es una cuestión que esté en debate o discusión.

¿Cómo es eso?.- Porque no hay ni un solo estado, por pequeño e insignificante que sea, pero mucho más los aparentemente más poderosos, que no haya adoptado el nombre de República -Romano, y Occidental- que no disponga de fondo, o de manera formal y corrupta, de un parlamento, o algo que se le parezca, todo esto únicamente de creación de la cultura Occidental. Sus jueces imitan la forma y estructura Occidental. Todas sus estructuras de gobierno están calcadas formalmente de la aplicada y legada por Occidente.

Y mucho más importante: En todos ellos ha triunfado, no sus viejas creencias y llamadas verdades, que han sido todas suprimidas o muy modificadas, sino la aplicación directa y estricta del Método Científico Occidental aportado por René Descartes e Isaac Newton. Todos ellos usan la Ciencia Occidental para formar a sus alumnos, y sus industrias están todas, sin distinción alguna, regidas por las Matemáticas, Física y Química, todas ellas disciplinas de creación Occidental para estudiar la naturaleza y aplicadas a las nuevas tecnologías. Que, dicho sea de paso, copian y utilizan todos ellos sin distinción alguna. No hay ni un solo país con la religión o ideología que quiera que se oponga a toda la Ciencia de creación y desarrollo Occidental.

Más paradigmático es el caso de la que se presenta hoy como la primera competidora del llamado Occidente, China. Porque su filosofía es alemana (Marxista), su estructura política es totalmente de creación europea (Partido comunista) y todas sus instituciones no proviene ninguna de ellas de la “Vieja China”, sino que todas son de creación, desarrollo intelectual y práctica política, occidental: El Parlamento, Las instituciones médicas, las Educativas, sus divisiones territoriales, sus estructuras policiales, no digamos de sus laboratorios y demás centros científicos…

La estructura de la diplomacia del orbe terráqueo, aplicada sin oposición alguna por ningún estado, es la desarrollada por Occidente y todos los estados se han limitado a copiarla y adoptarla como suya. No es un tema de dominio civilizatorio, sino de que ninguna otra cultura aportó una mejor estructura, “Todas las instituciones supraestatales en el globo han sido todas creadas según el modelo occidental”. Desde la ONU a las organizaciones de transporte aéreo, marítimo, terrestre, de Cultura, la UNESCO Alimentación, la FAO, etc, etc, etc, Todas ellas han sido creadas con las formas de pensar y actuar de Occidente. Nadie, a día de hoy, ha propuesto según su saber y entender unas organizaciones mejores.

También debemos apreciarlo en algo en lo que no se puede actuar a la ligera, porque es cuestión de vida o muerte y de triunfo o derrota. La propia organización de los ejércitos, sus grados, las unidades de combate desde la más pequeña, el Pelotón, hasta la estructura por excelencia, El Batallón, con sus mandos al frente, a los que simplemente se les ha cambiado el nombre, a veces ni eso, han sido adoptados sin discusión alguna por todos los ejércitos de cualquier estado u organización, incluso de las guerrillas que dicen oponerse frontalmente a Occidente.

Por ello ha de quedar absolutamente claro que, incluso todos aquellos que a través de diferentes formas de pensar o actuar, que dicen que están en parte o en total desacuerdo con los preceptos y las formas occidentales, emplean consciente o inconscientemente toda la estructura de base creada por el mundo llamado occidental. Y lo que es peor, no entendemos su desconocimiento e inconsciencia, porque parecen que no se dan cuenta de ello en absoluto, ¿Cómo es posible que alguien se presente contra Occidente diciendo que el “Presidente” (Occidental) del “Gobierno” (creación Europea) de la “República” (Romano-Occidental) Islámica de Irán, que representa al “Estado” (alemán-Hegel) Iraní, que ayer viajó a tal ciudad o estado en un “avión” (creación Occidental)? Para mostrar sus discrepancias con la invasión en su país de la cultura occidental y que dice querer volver a sus verdaderas raíces civilizatorias. ¿Por qué no se denomina según su civilización (Sultán, Emir) y viaja a caballo, algo a lo único que su civilización ha aspirado? ¿Cómo creen que se inventa y se fabrica un avión o un micrófono, pensando como su cultura civilizatoria piensa? ¿Con sus conceptos dogmáticos llegarían algún día a crear algo de lo que usan cada día, en todos los aspectos organizativos, mas allá de lo aportado, única y exclusivamente, por Occidente?

¿Cómo es posible que digan que quieren acabar con Occidente, si al mismo tiempo pretenden dispararnos con un arma o misil creado por Occidente? Absurdo, ¿No?

Quizá deberían reflexionar antes de seguir con sus absurdos conflictos y darse cuenta de la enorme incongruencia que aparece entre sus pensamientos, ciertamente antiquísimos, y su forma de actuar, ya muy Occidentalizada.

Occidente ya ha ganado en todo el planeta Tierra, esto ya no está en discusión.

elfarodelguadarrama.com.  Todos los derechos reservados.  ®2022   |  www.elfarodelguadarrama.com